Buscar

Migración en la frontera sur alcanzó en marzo el nivel más alto en 15 años

El mes pasado llegaron más de 18 mil 800 menores no acompañados

Más de 171 mil migrantes fueron detenidos a lo largo de la frontera sur de Estados Unidos durante marzo, es el total mensual más alto desde 2006, según datos preliminares de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) de EE. UU. revisados ​​por The Washington Post.

El aumento, después de registrar 78 mil 442 en enero, subraya la magnitud del desafío que enfrenta la administración de Joe Biden, especialmente mientras se apresura a agregar capacidad de refugio de emergencia para un número sin precedentes de adolescentes y niños que cruzan sin sus padres.



El mes pasado, CBP acogió a más de 18 mil 800 menores no acompañados, un aumento de 99% desde febrero y una cifra muy por encima del máximo registrado en mayo de 2019, de 11 mil 861.

El aumento en el número de migrantes que llegan como parte de grupos familiares fue aún más pronunciado el mes pasado, elevándose a más de 53 mil, frente a los 19 mil 246 en febrero y 7 mil 294 en enero, según muestran las cifras preliminares.

Un funcionario actual de CBP y un ex funcionario de CBP, que han visto las cifras preliminares, confirmaron su exactitud.

Biden describió los aumentos del mes pasado como consistentes con patrones estacionales históricos y similares a las tendencias observadas durante la administración de Donald Trump, pero la afluencia precipitada durante los primeros dos meses de su mandato tiene una curva de crecimiento más vertical que cualquier lapso comparable en las últimas dos décadas.

El mayor aumento de dos meses durante 2019 fue de alrededor de 45 mil en cifras brutas; entre enero (78 mil 442) y marzo de 2021 (171 mil) fue más de 90 mil.



En las últimas semanas, los agentes fronterizos han luchado con la cantidad sin precedentes de adolescentes y niños no acompañados a su cuidado, muchos de ellos en condiciones de detención de hacinamiento por mucho más tiempo del límite legal permitido, mientras esperan a que se abran las camas en los refugios de emergencia administrados por el Departamento de Salud y Servicios Humanos.

El HHS ha abierto o se está preparando para abrir nueve instalaciones de emergencia, enviando a los menores a centros de convenciones, campamentos de trabajadores petroleros modificados y bases militares mientras examina a los miembros de la familia y patrocinadores elegibles en los Estados Unidos que pueden asumir la custodia.

Los datos de marzo también muestran el alcance del desafío que enfrentan los agentes de la Patrulla Fronteriza, que están tratando de capturar a adultos solteros que cruzan a niveles no vistos en años. El mes pasado, CBP detuvo a más de 99 mil adultos solteros, frente a los 71 mil 598 de febrero.

La administración de Biden continúa usando la orden de salud pública del Título 42 para devolver rápidamente a la mayoría de estos adultos a México, pero la política de expulsión ha impulsado un aumento importante en los cruces repetidos de las mismas personas.

No está claro cuántos de los 99 mil encajan en esa categoría, pero los funcionarios de CBP han dicho que entre el 30% y el 40% de los adultos que arrestan son reincidentes. Enfatizan que cada aprehensión requiere el tiempo y los recursos de los agentes.

Los funcionarios de CBP también dicen que están luchando para interceptar a los que cruzan ilegalmente más decididos, y que el número de “escapados” que son detectados pero no detenidos ha aumentado a casi mil por día, el más alto en la memoria reciente.

Los datos confirman lo que los altos funcionarios fronterizos han estado diciendo durante semanas.


Artículo tomado de El Tiempo Latino

Migración en la frontera sur alcanzó en marzo el nivel más alto en 15 años (eltiempolatino.com)

9 vistas0 comentarios