Biografía

Beato Juan Bautista Scalabrini

(1839-1905)

PADRE DE LOS MIGRANTES

Y FUNDADOR DE LA CONGREGACIÓN DE LOS MISIONEROS

DE SAN CARLOS BORROMEO - SCALABRINIANOS

Un hombre con gran sensibilidad, cercano a su pueblo, motivado por la caridad. Fue obispo de la diócesis de Piacenza, al norte de Italia. Como pastor se sentía responsable de dar una respuesta evangélica a las distintas circunstancias que vivía la gente de su diócesis. Invitó a sus sacerdotes a salir de las sacristías, y darse cuenta de las necesidades concretas de su pueblo. Desarrolló distintas iniciativas en los ámbitos religioso y social.

En el ámbito religioso, se preocupó por la instrucción catequética, sobre todo de los niños; incluso de los sordomudos, los cuales hasta ese momento quedaban privados del conocimiento de Jesús, pues hasta entonces no existía  un método ni manuales para enseñarles el catecismo, mismos que él promovió en su diócesis y en toda Italia. Fundó una revista especializada en catequesis y organizó el primer congreso catequético en Italia. También se preocupó porque los sacerdotes de su diócesis tuvieran una adecuada formación que les permitiera ser predicadores y testigos del Evangelio.

En el ámbito social se distinguió por ocuparse de las situaciones que afligían a su pueblo. A través de las visitas pastorales que realizo a su diócesis, pudo constatar las duras condiciones de vida que enfrentaban cada día la gente de su diócesis. Su obra más conocida es la atención integral a las necesidades de los migrantes. Cuando fue beatificado en 1997, el Papa Juan Pablo II se refirió a él como “Padre de los Migrantes”.

El principal motor que impulsó al Beato Juan Bautista Scalabrini es la caridad, la cual lo llevo a desarrollar una respuesta concreta, tanto en el ámbito eclesial como en lo social, en favor de los migrantes, a quienes llegó a definir como “esclavos modernos”.

En su tiempo, la Iglesia en Italia estaba divida en dos grandes grupos; transigentes e intransigentes, entre los cuales era muy difícil la conciliación de sus intereses. El motivo principal de la disputa era la actitud de los católicos ante el naciente estado italiano que había ocupado el territorio que entonces pertenecía al Vaticano. Los intransigentes se negaban a cualquier acuerdo entre la Iglesia y el gobierno italiano, así como la participación en la vida social y política de la naciente república, debido a que consideraban arbitraria la ocupación del territorio vaticano por parte del gobierno, su posición era más dogmática que los transigentes quienes eran más condescendientes en cuanto a la relación con el Estado.

Scalabrini se vio envuelto en la controversia entre estos grupos. Fue fiel al magisterio eclesial de su época y en muchos de sus escritos se ve reflejado. Sin embargo, en la práctica pastoral tenía una actitud conciliatoria. Comprendió que la Iglesia no podía encerrarse en sí misma y que si quería ser fiel a la misión encomendada por Cristo, debía ocuparse de las necesidades de los pobres.

La evangelización que Scalabrini pretendía es la redención moral y espiritual del migrante integrando distintos aspectos: asistencia moral, social y legal en el momento de la salida, de la llegada y de la primera ambientación en el nuevo lugar de trabajo.

Scalabrini comprendió que la migración es un fenómeno estructural que implica distintos aspectos. Planteó la necesidad de dar una respuesta global ante los problemas que acompañan al fenómeno migratorio.

Desde su perspectiva la Iglesia debía desarrollar una acción pastoral que aborde tanto lo social como lo espiritual:

Donde hay un pueblo que trabaja y sufre, allí está la Iglesia, porque la Iglesia es madre, amiga y protectora del pueblo.”

Scalabrini denunció que se hablaba mucho de migración, pero se relegaba las situaciones concretas de los emigrados: “Se piensa en los emigrantes (en situaciones abstractas), pero no en los emigrados (en situaciones concretas)”. Criticó las valoraciones más emocionales que racionales. Sus propuestas pastorales fueron fundamentadas en los medios y métodos de las ciencias sociales, abordando el fenómeno migratorio en forma científica y técnica (estadísticas, observación participante, entrevistas, historias de vida, etc.).

Para afrontar la problemática social de los migrantes, Scalabrini organizó comités laicos, se comprometió a sensibilizar a la Iglesia y a la sociedad con respecto a las necesidades de los emigrados y propuso mejorar la legislación que regulaba la emigración italiana entrando en el debate político y planteando propuestas concretas de acción.

El descubrimiento de problemáticas similares en otros grupos étnico-nacionales lo hizo consciente de que la problemática que acompaña a las migraciones supera los ámbitos locales y nacionales.

Su visión global sobre el fenómeno migratorio se reflejó en su informe a la Santa Sede Pro Emigratis Catholicis, publicado en 1905 después de sus viajes pastorales a Estados Unidos y Brasil, un poco antes de su muerte.

En él propone soluciones estructurales a las necesidades de los emigrantes:

  • Reconoce la emigración como un derecho natural.

  • La misión de la Iglesia es Evangelizar a los emigrantes y procurar su bienestar integral.

  • Establece la diferencia entre emigración y la colonización (identificó que existen distintos tipos de migración).

  • Defiende la cultura de origen y la lengua de los emigrantes.

  • La organización de la acción evangelizadora de la Iglesia en favor de los migrantes debería ser basada en la trilogía: Iglesia – Escuela – Dispensario farmacéutico.

  • Propone la organización de una Congregación o Comisión Central de la Santa Sede cuya finalidad y función sea procurar la acción pastoral entre los migrantes en todo el mundo.

Estas propuestas fueron retomadas por la Santa Sede y son principios rectores de la acción pastoral de la Iglesia con los migrantes.

El Beato Juan Bautista Scalabrini, fue precursor de la pastoral migratoria, la cual emergió con fuerza a fines del siglo XIX, se desarrolló en el siglo XX y responde a grandes desafíos en el siglo XXI.

Síntesis elaborada por P. José Juan Cervantes, c.s. tomando como texto base las conclusiones de:

Magaña Romera, José

La caridad al servicio de los migrantes: El Obispo Scalabrini pionero de la atención pastoral a la movilidad

Universidad Pontificia de Salamanca

Salamanca, España, 2012

  • Facebook Casa Sacalabrini GDL
  • Instagram casa Scalabrini  GDL
  • Twitter

¿Quieres ayudar donando? contáctanos!

Copyright © 2020 Casa Scalabrini- Centro Scalabriniano de Pastoral Migratoria